GALETTE DE ROIS

#Masas, panes y repostería 24 enero 2017

GALETTE DE ROISLa Galette de Rois es el equivalente francés de nuestro Roscón de Reyes.

No porque las recetas se parezcan, para nada, sino porque se toma el 6 de enero y suele llevar una "sorpresa" en su interior como el Roscón.

Es un dulce bastante más sencillo de preparar que nuestro roscón y de sabores totalmente distintos.

La gracia de la Galette es el relleno que lleva, se llama frangipane, y está hecha con crema pastelera y almendra.

Toda una delicia que se usa con frecuencia en la repostería francesa.

Tendremos que realizar un par de preparaciones previas antes de hacer la Galette, pero muy sencillas.

INGREDIENTES:


2 planchas de hojaldre

Crema pastelera:

2 huevos50 gr de azúcar.

250 ml de leche

20 gr de harina de maíz (maicena)

una cucharadita de azúcar vainillado o esencia de vainilla.

Frangipane:


250 gr de crema pastelera

125 gr de almendra molida

80 gr de mantequilla ablandada

2 huevos pequeños

110 gr de azúcar glas

1 cucharada de ron o anís

1 yema de huevo para pintar

PREPARACIÓN:

Tenemos que comenzar preparando la crema pastelera que debe estar fría para usarla después. Todos los ingredientes al vaso de la Thermomix® , programamos 7 minutos, a 90º y velocidad 4. Guardamos en un bol con papel film encima y dejamos enfriar.

Para hacer la crema frangipane tenemos que poner en el vaso de la Thermomix® ,unos 250 gr de la crema pastelera que hemos preparado con anterioridad, añadimos el resto de los ingredientes y batimos unos 15 segundos a velocidad 5.

Vamos a montar la galette.

Estiramos el hojaldre sobre el mismo papel vegetal que trae.

Si el hojaldre es redondo, perfecto, y si es cuadrado, cortaremos dos discos redondos del tamaño más grande que nos lo permita.

Nos podemos ayudar de un plato grande como molde.

A uno de los discos le vamos a poner encima la frangipane.

Ponemos el otro disco de hojaldre encima y con un tenedor sellamos los bordes.

Ahora vamos a decorarla un poco haciendo líneas en el hojaldre superior con un cuchillo pero sin apretar, solo marcando.

Pintamos con la yema batida y horneamos a 180º unos 15 o 20 minutos.

Al sacarla del horno la podemos espolvorear de azucar.